Perelada presenta el nuevo Aires de Garbet, una apuesta por la Garnacha

Aires de Garbet, el nuevo lanzamiento de Perelada y medalla de oro en Grenaches du Monde 2015, es la apuesta de esta bodega por un vino monovarietal de uva autóctona del Empordà: la Garnacha.

Tecnovino Perelada Aires de Garbet 2012Aires de Garbet es el vino por el que apuesta Perelada, porcedente de Garbet al que califica como «uno de los viñedos más singulares de la península. Una finca estructurada en terrazas y pendientes que se asoma en forma de anfiteatro al espectáculo del mar Mediterráneo, al norte del Cap de Creus».

Explica que además de por su espectacular paisaje, hasta ahora este viñedo era conocido por ser el lugar de nacimiento del vino top de la bodega: Finca Garbet, basado esencialmente en la variedad Syrah. Pero ahora lanza este monovarietal de uva autóctona del Empordà: la Garnatxa. Con ella quiere ofrecer una nueva faceta de Garbet: «la variedad más mediterránea en la finca más mediterránea». Según Perelada «a la Garnatxa le gusta vivir en la primera línea de la Costa Brava».

Las características de Aires de Garbet

Aires de Garbet es un vino de Garnatxa muy fresco y elegante gracias al microclima de Garbet,  donde la humedad del mar, el rocío de la primavera y la brisa marina hacen que la vid tenga un aporte de agua adicional, explican desde Perelada. El Mediterráneo actúa de termorregulador, las temperaturas nunca llegan a ser extremas y, en una zona cálida y no excesivamente lluviosa, permiten que la uva madure perfectamente y no sufra demasiado estrés hídrico.

Aires de Garbet 2012 envejeció durante 18 meses en barrica bordelesa de roble francés Tronçais de segundo vino. Se trata de un vino de color púrpura de capa alta y ribete violáceo. Es un vino con un gran abanico aromático que recuerda a la finca de la que proviene: hierbas mediterráneas, frutos rojos, balsámicos, torrefactos y minerales. En boca es fresco y sobre todo muy equilibrado. Presenta una clara personalidad varietal, con unos taninos muy maduros, envolventes y sedosos. Tiene un largo postgusto y presenta un gran potencial de envejecimiento.

Tras años experimentando para sacar el máximo partido a la Garnatxa de Garbet, el esfuerzo se ha visto recompensado con la reciente medalla de oro en el concurso Grenaches du Monde, celebrado en Perpiñán el pasado 9 de febrero. Además, Aires de Garbet también ha recibido una destacable nota de 97 puntos en la edición 2015 de la Guía Gourmets.

Aires de Garbet 2012 tiene un PVP de 39 €.


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Publicado en: Actualidad, Catas y maridajes

Escribe un comentario

*