By 12 marzo, 2018 0 Comments Leer más →

La apuesta de Grupo Codorníu Raventós por la gama alta ha incrementado sus beneficios un 61%

Los vinos y cavas de gama alta ya representan el 55% de la factura global del Grupo Codorníu Raventós, que cerró el primer semestre de 2017/18 con unos beneficios de 11 millones de euros, un 61% de incremento respecto al año anterior. Desde que en 2015 la compañía decidiera un cambio de estrategia ha crecido 20 millones de euros con gamas premium como Viña Pomal, Anna de Codorníu, Legaris  y Raimat.

Tecnovino Codorniu Raventos

Después de 20 años como presidenta, Mar Raventós, se jubilará a finales de año. Cargo que asumirá Javier Pagés Font

La estrategia del Grupo Codorníu Raventós, de enfocar su negocio hacia la alta gama ha dado sus frutos. Así, el primer semestre del curso 2017/18 cerró con unos beneficios de 11 millones de euros, lo que supone un 61% de incremento respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. La compañía vitivinícola lideró el mercado nacional en el ejercicio fiscal 2016/17, con unos ingresos de 236 millones de euros.

En línea con el plan de enfocar el negocio hacia el prestigio, los vinos y cavas de gama alta ya representan el 55% de la facturación global de la compañía, porcentaje que se espera incremente hasta el 62% en este año fiscal 2017/2018. Según Javier Pagés, CEO de la compañía “estamos en el camino correcto; en tres años hemos crecido 20 millones de euros con las gamas Premium/Prestige como Viña Pomal, Anna de Codorníu, Legaris  y Raimat y añade que “el cambio de estrategia ya iniciada en el año 2015, fundamentada en una mejora de los márgenes por precio, mix y eficiencias está suponiendo un aumento por botella superior al doble dígito”.

Cabe destacar los crecimientos de Bodegas Bilbaínas (Rioja), que ha doblado su facturación, así como los de Legaris (Ribera del Duero) y de los de Septima (Mendoza – Argentina) que la han cuadriplicado

En el segmento de cava, que representa el 50% de la cifra de negocio del grupo, la compañía creció un 3% en el mercado nacional. Cabe destacar la buena marcha de Anna de Codorníu, con un crecimiento del 5%, a un precio de venta dos veces por encima del promedio del mercado. El negocio de vinos tranquilos, que representa ya el 50% del grupo, creció un 7% en el mercado español. Crecimiento que se viene dando de forma sostenida por octavo año consecutivo. El área internacional representa el 47% de las ventas con crecimientos muy notables de las gamas altas tanto en cava como en vino, en línea con la estrategia.

Desde justo antes de la crisis económica el grupo ha crecido en 30,5 millones de euros. Cabe destacar los crecimientos de Bodegas Bilbaínas (Rioja), que ha doblado su facturación, así como los de Legaris (Ribera del Duero) y de los de Septima (Mendoza – Argentina) que la han cuadriplicado. Anna de Codorníu también ha conseguido grandes crecimientos sextuplicando sus ventas en el exterior.

Tecnovino vinos exclusivos Alto Prestigio Codorniu Raventos 1La apuesta por la calidad se ha reflejado en proyectos como la colección de cavas Ars Collecta Codorníu, tres de ellos proclamados de paraje calificado; los vinos de edición limitada de Bodegas Bilbaínas: Alto de la Caseta, recientemente nombrado mejor tinto del año por Verema, Vinos Singulares, o Viña Pomal Compromiso; los vinos de monasterio de Abadía de Poblet; los vinos de finca de Scala Dei: Masdeu, Masipa o Pla dels Àngels; y las insignias de primer nivel de Raimat, Legaris, Artesa, o Septima, entre muchos otros proyectos que irán saliendo al mercado tras más de una década de gestación. Todos ellos merecedores de más de 50 medallas de oro en último año, más de 60 medallas de plata y las mejores puntuaciones de Robert Parker y Wine Spectator.

Relevo de Mar Raventós tras 20 años en la presidencia

La actual presidenta, Mar Raventósse unió al grupo Codorníu Raventós con apenas 24 años. Desde 1976 pasó por múltiples departamentos hasta que, en 1998, fue elegida presidenta. Durante su cargo y con Javier Pagés al frente de la dirección, el grupo ha vivido una de las etapas más decisivas de su larga historia, con la compra de bodegas y viñedos, así como una expansión nacional e internacional inéditas. A finales de este año Mar Raventós se jubilará y está previsto que el hasta ahora CEO del grupo vitivinícola, Javier Pagés Font, asuma la presidencia, dando paso a un proceso de selección para elegir al nuevo ejecutivo que dirigirá la compañía.


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Publicado en: Actualidad

Escribe un comentario

*